Cómo mejorar la circulación de forma natural

Publicado el : 21/08/2018 13:46:43
Categorías : Pharmadus

Cómo mejorar la circulación de forma natural

Las causas principales de los problemas cardiovasculares son la falta de ejercicio físico - nos hemos vuelto muy sedentarios- y una dieta pobre en fibra, fruta y verdura, y por el contrario, rica en grasas saturadas.

 

El estrés y el tabaquismo fomentan también los problemas circulatorios, contribuyendo a la aparición de enfermedades como la arterioesclerosis.

 

En el post de hoy, te contamos qué infusiones pueden ayudarte para mejorar tu circulación y te damos tips para aliviar uno de los síntomas de la mala circulación: las piernas cansadas.

 

Muévete. Es importante que realices ejercicio físico moderado. Pasear, nadar, hacer yoga, …, son tus aliados. No hace falta que seas un atleta para mantener tus piernas sanas.

 

Después del ejercicio, activa la circulación con una ducha, alternando agua fría y caliente. Cuando termines, hidrata tus piernas con geles frescos y masajéalas con un movimiento ascendente del tobillo a las rodillas.

Las causas principales de los problemas cardiovasculares son la falta de ejercicio físico - nos hemos vuelto muy sedentarios- y una dieta pobre en fibra, fruta y verdura, y por el contrario, rica en grasas saturadas.

 

El estrés y el tabaquismo fomentan también los problemas circulatorios, contribuyendo a la aparición de enfermedades como la arterioesclerosis.

 

En el post de hoy, te contamos qué infusiones pueden ayudarte para mejorar tu circulación y te damos tips para aliviar uno de los síntomas de la mala circulación: las piernas cansadas.

 

Muévete. Es importante que realices ejercicio físico moderado. Pasear, nadar, hacer yoga… son tus aliados. No hace falta que seas un atleta para mantener tus piernas sanas.

 

Después del ejercicio, activa la circulación con una ducha, alternando agua fría y caliente. Cuando termines, hidrata tus piernas con geles frescos y masajéalas con un movimiento ascendente del tobillo a las rodillas.

 

Permanecer sentado o de pie demasiado tiempo no es bueno para tus piernas. Levántate de vez en cuando y da paseos cortos si tu trabajo es sedentario o viajas a menudo y tienes que pasar una buena parte del tiempo enclaustrado en el asiento de un tren o avión. Procura no cruzar las piernas, muévelas para activar la circulación y utiliza los reposapiés para mantenerlas elevadas.

 

Durante la época estival, no es recomendable pasar calor. Utiliza ropa holgada que no te apriete.

 

No es recomendable tomar el sol en las piernas durante periodos prolongados, ni depilarse con cera caliente, pues el calor y la presión perjudican nuestros vasos sanguíneos.

 

Mejora tu dieta relegando la sal a un segundo plano y adereza tus comidas con especias. Comer sabroso no significa comer salado.

 

Por supuesto, hay infusiones que te pueden ayudar con tu salud cardiovascular, como el jengibre, que además mejorará tus niveles de colesterol; el romero, que fortalece el corazón, reduce las varices y previene la arterioesclerosis; el ginkgo, que es un excelente vasodilatador y estimulante de la circulación sanguínea; o la tila, que reduce el estrés y la tensión y te ayudará con los dolores de cabeza provocados por la hipertensión.

 

Para facilitarte el consumo de éstas y otras plantas, en nuestra tienda online, puedes encontrar infusiones específicas para las piernas cansadas o para reducir el estrés, como las de la línea Helps Piernas Cansadas y Helps Stop Stress. Un combinado de plantas, que actúan en sinergia para mejorar y prevenir tus problemas cardiovasculares.

 

 

Página web cofinanciada por